Final Fantasy, La era de la Luz
Bienvenido a Cetus,
El lugar donde se desenvuelve Final Fantasy: La era de la Luz.

Si deseas registrarte no olvides leer las reglas obligatorias en el subforo "Centro de Leyes" y luego crear tu personaje en el subforo "Ficha de Personaje" guiandote de la ficha modelo.

Que disfrutes tu estadia.
Afiliados Élite (32/40)
Hermanos (02/05)
Directorio (02/10)

© HARDROCK
Últimos temas
» La Pluma y la Ficción [Cambio de botón - Normal]
Lun Mayo 23, 2016 6:33 pm por Invitado

» Jormungand Boarding School [Afiliación-normal]
Sáb Abr 23, 2016 6:52 pm por Invitado

» Accademia Di Cielo || Afiliación {Élite}
Sáb Abr 23, 2016 2:57 am por Invitado

» Hiccup Hofferson
Vie Abr 22, 2016 7:59 pm por Juez Alraheim

» Sailor Moon Crystal - Afiliación Élite -
Miér Abr 20, 2016 5:29 pm por Invitado

» Ficha de Adinal Sanát
Mar Abr 19, 2016 6:01 pm por Juez Alraheim

» Ritz Astori
Mar Abr 19, 2016 3:19 am por Juez Alraheim

» Escudo de Bronce, Cuerpo de Acero, Corazón de oro. [Libre]
Jue Abr 14, 2016 3:06 am por Juez Alraheim

» Fire Emblem: The Liberation Wars [Afiliación normal]
Mar Abr 12, 2016 11:47 pm por Invitado

» — Hopes and Dreams { Normal }
Lun Abr 04, 2016 10:48 pm por Invitado


Un Pueblo Mágicamente Colorido

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Mar Ene 12, 2016 5:36 pm

Equipación y Habilidades:

Equipación
*Mano Derecha: Espada Negra (Espada Oscura)

Habilidades
*Sable Oscuro: (1 Enemigo / Condicional) Solo Espadas Oscuras.
  Ojos demoniacos causan daños mínimos de oscuridad a un oponente inmovilizado
  + Restaura su vitalidad. [1vez]
*Sable Nocturno: (1 Enemigo / Condicional) Solo Espadas Oscuras.
  Una implosión oscura provoca daños mínimos de oscuridad a un oponente con "Maldición"
  + Se cura los estados "Veneno", "Ceguera" y "Silencio". [1vez]

Llevaba ya alrededor de un día y algo más caminando por el mismo sendero por el cual salí del Bosque Macalania, caminando casi sin descansar ya que dicho sendero tenía demasiadas empinadas. La oscuridad de la noche volvía a caer sobre mis hombros, y el cansancio se hacía más presente. Consideré la idea de tomar un descanso cuando el Sol desapareció de mi horizonte, pero en este instante, a lo lejano observé un pequeño foco de luz. Dicho foco llamó mi atención, atrayéndome instantáneamente. A medida que me acercaba a dicha luz, ésta iba expandiéndose y dividiéndose, quedando no en un foco, sino en una hilera de luces que mostraban el camino hacia un pequeño pueblo. Siguiendo el camino iluminado termino entrando a un pequeño pero bien iluminado pueblo llamado Mysidia, según las escrituras escritas en un cartel cercano. A pesar de la oscuridad de la noche, el pueblo se mantenía vivo, como si aún fuese de día. Se podía notar que era un pueblo habitado mayormente por Magos, sus túnicas y los objetos que vendían los delataban, seguí caminando, en busca un sitio algo apartado al cual pudiese descansar. Termine entrando en un local llamo "Hospedaje Ensueño".
"Una habitación para la noche" - Mencioné al anfitrión del local.

La noche seguía muy animada, pero eso no evitó que cayese rendido en la cama de la habitación. Al día siguiente, la mañana seguía muy movida, terminé despertando por los rayos del Sol que impactaban en mi cara. decidí recorrer el pueblo y descubrir que había en él que lo volvía tan activo. Por suerte, al salir del local de Hospedaje se encontraba una cafetería no muy alejada. Mi estómago rugía y mis labios suspiraban por una bebida, en aquella cafetería vendían muchas bebidas mágicas, por lo que me limité a empezar con un buen café mágico.
Me sentía enérgico al salir de la Cafetería Vivi, por lo que continué explorando el pueblo. Se podía encontrar todo tipo de artilugio mágico, todo lo necesario para ser un mago, tenían hasta una academia también. Poseían hasta una granja de de pollos gigantes a la cual llamaban Chocobos los cuales usaban para transportarse dentro y fuera de la ciudad. Era un sitio simple pero alegre, demasiado alegre para mis gustos. Pero la tranquilidad era algo que no se podía negar, y generalmente uno no tiene tiempo para estar tranquilo o calmado. Terminé encontrando una gran plaza como centro de la ciudad, en la cual transcurría todo tipo de persona, fuese habitante o extranjero. El Sol empezaba bajar, creando un atardecer que iluminaba cada rincón de dicha plaza. Las luces empezaban a encender y las personas continuaban sus actividades. Por lo que decidí sentarme cerca de la fuente a observar a las personas. No tenía un objetivo en concreto, aún seguía confundido  cuando trataba de recordar mi pasado, por lo que pasé varias horas ahí sentado, esperando a encontrar un motivo por el cual moverme de aquel banco.


Última edición por Artorias el Dom Ene 24, 2016 11:31 pm, editado 1 vez

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Miér Ene 13, 2016 5:22 pm

Equipo y Habilidades:
Mano derecha: Espada corta. (Espada)
Mano Izquierda: Escutcheon (Defiende: Lento | Escudo)
Armadura: Brigandine (Anti: Sacro | Armadura ligera)

Habilidades:
•Primeros Auxilios: (Usuario) Se recupera de los estados "Veneno" y "Ceguera". [1vez]
•Alta Reacción: (Usuario / Condicional) Se induce el estado "Coraza" si tiene equipado un escudo. [1vez]

No solía venir mucho a Mysidia, puesto que para mí, cada ciudad era peligrosa, pero no creo que cause tanto alboroto. En estos dias parecía que la población de Solde Ruetha no confiaba en nadie, salvo esta ciudad. Era la ciudad con más complejo de confianza y felicidad que conocía, pero eso era dejar todo al lado. Había venido con Bowgan después de la paliza que le dieron en Balfonheim. Según él, Bulke podría encontrarse en esta ciudad, exactamente en las colinas boscosas del lugar. No era un lugar que me gustase, pero no se podía negar la enorme tranquilidad que se aspiraba en todo el lugar. Bowgan se retiraría a la base mañana, así que tenía que asegurarme de que descansara, y Balfonheim no era el lugar, debido a la cantidad de guardias que habría. Por suerte Alraheim me dijo que liderará la excursión en búsqueda de los de armadura negra en Balfonheim por su cuenta, lo que podía dejar a Bowgan relajarse y darse un buen baño en el Hostal. Yo por mi parte, decidí ir a la plaza. Fui a la cafetería y pedí un café para llegar. Llevaba una chaqueta color marrón que Amalia me regaló días atrás, así que dudaba que alguien me reconociese. Siempre que vengo a Mysidia me gusta tomar un café mágico en el exterior, es para mí, un ritual que siempre hago al venir a Mysidia y es el único ritual que no me deja un sabor amargo. Nada de entrenamientos, nada de luchas, nada de batallas de vids o muerte... Es bueno tener al menos un relajo de vez en cuando. Decidí ir a una de las bancas. La mayoría estaban ocupadas, salvo una. En edta había alguien en una armadura negra, probablemente alguien quien haya abrazado el camino de la oscuridad como su camino en batalla. De seguro sería alguien interesante de tratar.
-Lindo día - Exclamé, sentándome a su lado, bebiendo un pequeño sorbo del líquido azucarado. Sentí que cada sorbo me daba una sensación de felicidad, y eso era uno de los efectos secundarios del dulce café mágico, por algo se le conoce como "El café que haría sonreír hasta al más amargado". - ¿Que tal? - Por alguna razón, no me importaba hablar con el sujeto y simplemente quería seguir con la conversación.


Última edición por Duesel Hawkner el Jue Ene 14, 2016 9:31 pm, editado 1 vez

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Miér Ene 13, 2016 8:23 pm

Llevaba tanto tiempo distraído observando a los transeúntes mientras pensaba en cosas vacías que no me fijé que a mi lado se había sentado un Señor con una extraña pero llamativa cabellera de color azul y rojo, cubierto por una chaqueta de color marrón nueva. El cual no dudó en querer entablar conversación conmigo.

"El atardecer es admirable, al igual que las personas que se mantienen en constante movimiento... aunque es demasiada tranquilidad para mi gusto." - Respondí al Señor con chaqueta.

Respondí con la mirada perdida en la nada, no estaba acostumbrado a una conversación. Eran pocas las personajes que se acercaban ante mí para dirigirme la palabra, hasta donde podía recordar la mayoría eran ordenes o ligeros halagos de gente que ni me miraban a los ojos, debido seguramente a mi gran carisma (-Jaja) o a mi continua apariencia la cual no generaba ningún signo de confianza.

Sentí un ligero aroma familiar, algo reciente. Al voltearme observé que el Señor se encontraba ingiriendo un pequeña taza de café, el cual reconocí al instante ya que horas antes, al igual que él, había hecho una parada en la Cafetería Vivi.

"Ese café es demasiado bueno o simplemente no hay otro sitio al cual comprarlo." - Mencioné al Señor mientras volteaba a observar el anochecer de la plaza.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Jue Ene 14, 2016 4:10 am

El atardecer nos mostraba a ambos su esplendor. Esta ciudad se conoce como la ciudad del comienzo y el fin, y ese hecho se justifica debido a que desde su centro se podía ver tanto el atarder como el amanecer. El tipo parecía estar intranquilo, posiblemente sea alguien tan apegado a la guerra que la paz y la tranquilidad no deben gustarle en lo absoluto.
-Bueno, en mi caso, la tranquilidad es una señal de que estoy haciendo bien mi trabajo. - Obviamente no sabía como el iría a reaccionar, debido a que ambos éramos lo opuesto en relación a nuestras ocupaciones, pero si algo he aprendido es a no juzgar si no tengo fundamentos, y con él no los he tenido aun. Decidí darle otro sorbo al café y el sujeto parece haberlo reconocido en el acto. Parece que la cafetería es bastante famosa, y el hecho de que puedan añadir magia al café la hace aún mas exclusiva de lo que cualquiera creería.
-Creo que es un poco de ambas cosas. Y es por que en esta ciudad usan las esferas para todo. Comida, aseo, lo que quieras. En éste pueblo al menos cada habitante posee al menos una esfera de magia. - Cada persona, salvo los guardias son magos, por algo ésta ciudad tiene un romanticismo, una huella. Aún quedaba mucho de mi café, y la ducha parecía distraer bastante a Bowgan... Bueno, no me extraña. Bowgan fue apaleado y torturado... Necesita todo el descanso del mundo si quiere ver a Sophia en condiciones. Bebí otro sorbo del café, diciendo:
-Otra cosa que dicen de esta ciudad es que si es que tienes una pizca de bondad en tu corazón, la vas a disfrutar más, por eso es que sus habitantes empatizan con los viajeros... pero desde que un clan completo de magos huyó de aquí, los habitantes han estado inseguros. Supongo que todo es culpa de... nosotros mismos. - Tenía algo de razón en mis palabras. Si no fuese por mí, probablemente ni Kotsaru, ni Amalia hubiesen estado en el lugar en el que están, y todo ha sido por que los he involucrado yo. -Supongo que cuando realizas una acción, es la salvación para uno, pero el pandemonio para otro. - Dije, tomando otro sorbo del místico café.
-Disculpa, estoy desvariando. - Dije mientras me volví a relajar en la silla.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Jue Ene 14, 2016 9:37 am

El tiempo pasaba, el día acababa y aún seguíamos ahí. Podía llegar a pensar que era la primera vez que entablaba una conversación tan larga. El Señor seguía criticando de manera positiva la cultura y la tranquilidad que tenía el pueblo. Aunque muy diferente a él, yo no vivía en tiempos de tranquilidad. No recordaba si alguna vez llegué a vivir en armonía o con tanta tranquilidad como aquel Señor mencionaba. Únicamente me recordaba luchando constantemente por algo de se suponía que debía proteger más que a mi propia vida.

"Estar en el ojo de un huracán te crea la ilusión de que todo está bien, cuando en realidad estás en el medio de los problemas..." - Repliqué cuando el Señor terminó.


Tal y como mencionaba el Señor, los habitantes trataban de vivir una vida alegre, enérgica y tranquilizada. Pero es casi imposible vivir en una especie de ignorancia y no pensar en los problemas del mundo exterior. Algunos se las apañaban siguiendo adelante, ya fuese trabajando, colaborando o ayudando para sacar el pueblo hacia una sociedad estable. Pero es claro que no todos tenían los mismos pensamientos ya que, como mencionaba el Señor, hasta los Magos pertenecientes a dicho pueblo huían por temor o en busca de un aprendizaje mayor. Pero, ese no era asunto mío en el cual yo debía indagar.

Mi mirada se distrajo luego en un personaje que acompañaba al Señor, no tenía idea de cual era su conexión con él, pero claramente se le veía toda su vestimenta sucia, su cuerpo y cara golpeada. ¿Una riña tal vez? llegué a pensar, pero, al igual que el caso de los Magos, no era asunto mío indagar ya que dicho personaje no ha dicho una sola palabra desde que el Señor apareció.

"Nosotros somos herramientas de nuestra propia destrucción... Nosotros creamos la guerra y la seguimos poniendo en práctica, ya sea por asuntos políticos, por rivalidad de familias, o por simples negocios." - Continué mientras levantaba la vista hacia el cielo casi nocturno - "No estás desviándote de las cosas, simplemente suenas como si quisieras proteger dos cosas al mismo tiempo, pero cualquier decisión que eliges ayuda a una pero lastima a la otra..."

Sentía que el Señor se dejaba llevar por la melancolía de sus palabras, sino, ese café tenía demasiada magia en él. Luego de musitar, volví a sufrir  un ligero golpe de cabeza mientras me venían recuerdos de quien se suponía que yo debía defender, pero siempre, mis recuerdos borrosos se pintaban de dolor. Cerré mis ojos con mi mano, para luego frotarme la cabeza, no era intención mía de que se preocupasen por mí y mucho menos sin entender mis propios recuerdos.

"¿Que hace un Señor como usted visitando un pueblo lleno de Magos cuando claramente usted no tiene aspecto de ser un hechicero?" Pregunté al Señor para distraer mis pensamientos.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Jue Ene 14, 2016 4:56 pm

La tarde se estaba convirtiendo en noche, y el sujeto a mi lado aún parecía intranquilo. Era normal que al estar acostumbrado a un sentimiento de guerra, lo tranquilo te paresca raro. Supongo que es por que como estás tan acostumbrado a las luchas, posiblemente ni la hayas sentido o envolvido, pero para mí, estos últimos dies años han sido de correr, buscar y ocultarme... y ya estaba cansado de ello. Sólo esperaba que esto acabara pronto, y entre más rápido encuentre las pruebas que necesita Alraheim, podré volver a Solde Ruetha sin sentir el mismo temor. Al darme cuenta de que el tipo miraba hacía mi lado, pude ver a Bowgan bastante apaleado y a la recepcionista del Hostal bastante aterrada.
-Lo lamento señor, pero unos extremistas de la Federación Hume entraron y tuvimos suerte de que hubiesen mercenarios. - El antrolobo color carmesí estaba cubierto con una bata. Tenía sangre en la nariz y algunos moratones. Estaba empapado, posiblemente lo hubiesen attacado cuando salió de la ducha o mientras se duchaba. Bowgan no decía una sola palabra, parecía estar completamente en blanco. Desconocía cuan fuerte le habían golpeado, pero que no me hablara me parecía raro.
-No se preocupe, señor, una esfera de cura y una esfera de esna solucionará todo. ¿Hay algún mago blanco presente? - En ese instante unos magos aparecieron y usando sus esferas, lograron restaurar la salud de Bowgan en su totalidad. Bowgan ya me miraba con cara de apenado en lugar de la cara vacía que tenía cuando lo trajeron aquí.
-Lo llevaremos a su habitación. Puede venir luego por él. - Decía la amable jovencita.
-L... lo si... siento Du.. duesel. Bajé la guardia. - Dijo el lobo carmesí con las orejas caídas. La federación hume no es una organización muy bonita, se dedica a destruir completamente las razas que no sean humes, dejando huérfanos, viudos... Trayendo guerras y paranoia. Eran sujetos con los que tratar era inútil. Una vez Bowgan se fue, el sujeto a mi lado preguntó por mis motivos en ésta ciudad de magos.
-Puedo llegar a ser un paladín, y los paladines utilizan una esfera de magia blanca... Y además, en este lugar vivía mi esposa... - Dije bajando la cabeza. Me costaba asimilar que fui víctima de traición, pero no iba a dejar que eso me deprimiera o distrajese. "Aún no pierdo la esperanza..."


Última edición por Duesel Hawkner el Jue Ene 14, 2016 9:34 pm, editado 1 vez

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Jue Ene 14, 2016 7:40 pm

"Uhmm.. Buscas un poder mayor para protegerlos a todos." - Respondí al escuchar las palabras del Señor.

Claramente el Señor de cabellera azul rojiza sentía algo de culpabilidad por algún suceso en su pasado. Pero entendía muy bien el sentimiento que expresaba sus movimientos corporales al mencionar a su esposa. Seguramente la extrañaba mucho, pero sería descortés de mi parte hacerle preguntas acerca del tema.

"Ese... Antrolobo ¿es tu mascota o algo parecido?" - Pregunté y continué hablando, tratando de distraerlo. - "Los Humes no suelen traerme buenas sensaciones, más aún sabiendo ahora que el pueblo fue visitado por una facción fanática de Humes."


Mis recuerdos estaban fragmentados, únicamente recordaba partes de un antiguo yo ayudando a la raza Hume, pero también recordaba dolor. Esa era, en ocasiones, la mayor razón por la cual no trataba de recordar mi pasado. Simplemente vivía por vivir, no tenía una meta que alcanzar, un objetivo que cumplir, solamente vagar en el tiempo hasta que mi destino volviese a llamarme y me indicase el nuevo camino. Al contrario del Señor, el sí tenia un objetivo, una razón de existir.

"Siempre los jóvenes vivimos una vida demasiado apresurada, a veces sin pararnos a pensar las cosas. Cuando más bien deberíamos escuchar a nuestros mayores que son los que más experiencia tienen de la vida." - Musité en voz baja.

La noche había caído sobre nosotros, y aún permanecíamos ahí sentados charlando temas tanto privados como triviales. La compañía del Señor no era mala, llevaba tiempo sin saber lo que era estar acompañado. Pero mi cuerpo ya se sentía entumecido del tiempo que llevaba sentado.

"Necesito caminar un poco... y comer algo también. ¿No piensas lo mismo?" - Convidé al Señor luego de levantarme del banco.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Jue Ene 14, 2016 10:55 pm

El sujeto a mi lado no parecía entender bien la función que cumplía Bowgan en mi vida, posiblemente haya tenido una vida cruel detrás de esa armadura negra, la cuál no quería compartir con los demás. A cualquiera eso puede causarle tomar decisiones de las que luego se arrepienta el resto de su vida pero en cuanto a mí, sólo me motivó a seguir adelante y buscar la verdad con más firmeza que antes.
-Yo no llamo "mascotas" a mis amigos. Es de mala educación. - Me ponía de mal humor que hablarán de Bowgan como si éste fuera un animal salvaje. Bebí un poco del café y ya estaba lo bastante calmado como para proseguir con la conversación. El tipo tenía un rencor visceral contra los humes, y se notaba en la manera en la que se refería a ellos. Si bien nosotros hemos hecho avances en la ciencia y tecnología, no nos quitaba el hecho de que cierto grupo se creyese mejor que los demas nos arruine la reputación de esa manera. Decidí quearme callado a esa referencia por que poco y nada tenía que objetar. Me llevó por sorpresa lo que habia dicho, parecía casi como que el sujeto quería algun consejo de mí, no sabía como reaccionar, puesto que eramos bastante opuestos en ideales, pero siempre que me pida consejos en lo que sea menos cosas de su oficio, yo trataría de contestar lo mejor que pudiera. En poco tiempo se podían ver los astros en el cielo y ya indicaba que se estaba haciendo de noche y el sujeto quería caminar un poco, ya que quien sabe cuanto tiempo ha estado sentado en ese lugar.
-Bien, iremos donde tu digas. - Dije mientras llevaba el café a mi boca para dar otro sorbo.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Vie Ene 15, 2016 6:27 am

"Vale vale no lo tomes a mal, simplemente me sorprendió" - Repliqué al Señor al escuchar sus palabras de molestia.

Usualmente, recordaba a la raza de los Antro-lobos ser usada por las demás razas para bienes bélicos por su naturaleza agresiva, siempre usados en los campos de batalla para minimizar las pérdidas de vidas de las demás razas. Simplemente ver que alguien había logrado enlazar una amistad con uno de ellos me parecía extraño y sorprendente a la vez.
La noche era idéntica que el día, el pueblo seguía muy transcurrido, los negocios seguían abiertos, la plaza llena de personas y eventos festivos. En vez de intentar dejarme llevar por los festejos y la alegría de las personas, seguía firmemente pensado que todo era una ilusión de paz forzada. Pero no por eso evitaría dar un paseo alrededor del pueblo junto la compañía del Señor.

"Por cierto, me llamo Artorias. Uno suele olvidarse de las presentaciones cuando viaja solo." - Me presenté luego de que empezamos a caminar.

Comenzamos caminamos cerca de las tiendas del pueblo, observando la mercancía nueva que ofrecían, más parecía una guía turística para mí ya que el Señor conocía de pie a cabeza todo el pueblo. Proseguimos por la prestigiosa Academia de Magos del pueblo, donde se encontraban realizando demostraciones de las capacidades mágicas de los estudiantes.

"Seguramente con unos orbes mágicos y un par de enseñanzas de esta academia, llegarás a ser un Paladín en cuestión de días." - Mencioné mientras observábamos las capacidades mágicas de los estudiantes.

Proseguimos nuestra caminata hasta hacer nuestra próxima parada, nuevamente en la cafetería Vivi. En la cual entramos y escogimos unos cómodos asientos al aire libre.

"Seguramente conoces todos los platos culinarios de esta cafetería, supongo que podrías recomendarme algo... mágico ¿no?." - (-Jaja, yo y mi gran carisma) Sonreí mientras continuaba - "Deberías decirle a tu amigo Antro-Lobo que nos acompañe, seguramente el también necesita comer algo" - Comenté al recordar la ofensa causada.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Vie Ene 15, 2016 5:11 pm

Al tipo le sorprendió que tratara a Bowgan como mi amigo. "En qué época vivirá éste tipo..." De lo que si estaba seguro es que gracias a los jueces las razas viven en una total equidad. No me iría a meter en el pasado de alguien, así que guardé un poco de silencio. El sujeto se presentó como Artorias, un caballero oscuro. Por mi parte, yo no quería ser un maleducado, así que me presenté.
-Pues mi nombre es Duesel, mucho gusto Artorias. - Dije mientras íbamos a recorrer la ciudad. Caminamos un poco por la ciudad. Recordaba muchas cosas de cuando venía tan solo para ver a Sayo, de los intentos de Kotsaru por evvitar que nos viesemos... Nuestra boda fue aquí, eso también lo recuerdo bien. Pasamos por la academia de magia, una de mis paradas cuando llegue a ser un paladín. Sayo era muy buena con la magia blanca, por algo era una de las instructoras, junto con Kotsaru, claro que ese instante yo les superaba cinco años en edad, pero esa es historia antigua. Caminamos un buen rato hasta llegar una vez más a la plaza, y de ahí, llegar una vez más a la cafetería vivi. Nos sentamos en las mesas del exterior y los astros ya estaban formando sus figuras en el firmamento. Artorias me pidió una recomendación y la verdad, hay bastantes cosas con magia, pero hay una en especifico que me hace volver a venir aquí cada vez que visito Mysidia.
-Pues, para mí, la mejor cosa en este lugar es el pie de limon. Dicen que le agregan a la masa y a la mezcla de ingredientes la energía del hechizo Cura ++ - Había probado antes el postre y era uno de mis favoritos, así que no dudaría en mi pedido. Artorias mencionó que debía llamar a Bowgan, a lo que contesté: -Conociendolo, de seguro aparecerá por aquí... Hablando del rey de roma - Me voltee y Bowgan estaba a mis espaldas, aún con las orejas bajas.
-Hola Du.. duesel. Venía a ver cu... cuando llegarías a tu ha... habitación. - Dijo con una voz baja.
-Pues no aún. ¿Quieres un café? Yo invito. - Las orejas de Bowgan se levantaron y la cola se movía de lado a lado. Parece que se sentía responsable por lo que pasó. Se sentó en la mesa, mientras esperamos a la mesera. En la noche éste lugar se suele llenar tanto como en el día, así que debemos ser pacientes.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Vie Ene 15, 2016 7:06 pm

El Señor continuó las presentaciones llamándose a si mismo como Duesel, a lo que le contesté:

"Duesel... El placer es mio, Sir Duesel" - Contesté.

Como suponía, Duesel conocía de pies a cabeza el pueblo al igual que la cafetería, por lo que no se negó en aconsejarme en elegir un pie de limón como tentempié haciendo referencia a sus ingredientes encantados.

"¿Como vuestro café, el cual parecía gozar de revitalia?" - (-Los chistes y yo) Contesté al escuchar los ingredientes mágicos.

Al distraerme en el menú, no me percaté que detrás del Duesel se encontraba el Antro-Lobo que lo había acompañado anteriormente en la plaza, el cual no dudó en sentarse con nosotros al aceptar la invitación de Duesel. Los minutos pasaban, mi estomago rugía y la cafetería se llenaba más, aumentando mi impaciencia, al igual que a Duesel al notar que su mano izquierda empezaba a agitarse constantemente. Seguramente no había muchas opciones a la hora de ir por un bocadillo o por una bebida, lo que ocasionaba que la cafetería fuese muy lucrativa.

"Sir Duesel" - Hablé mientras esperábamos a la camarera - "¿Cómo es la vida de un Guerrero como usted? ¿Has tenido que enfrentar una gran batalla?" - Al igual que cambio la vista al Antro-Lobo - "¿Y tú pequeñín? ¿Cómo te llamas?" - (-Pequeñín... Por Dios Artorias, es un jodido Antro-Lobo, no tiene nada de pequeñín) Finalicé mis preguntas de momento.

Justamente se acercó la camarera del lugar para tomar notas de nuestros pedidos, por lo que ordené la sugerencia de Duesel, el pie de limón, acompañado de una marquesa de chocolate y una bebida refrescante.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Sáb Ene 16, 2016 2:38 am

Artorias se refería a mi como Sir... eso me daba una extraleza. "Tiene bastante respeto, cordialidad y buenos modales... ¿Es posible que éste sujeto haya sido alguna vez un caballero?" Esa era la duda que rondaba por mi cabeza, ya que de ser así, me cuestionaba el por qué de ese cambio. Si fue por voluntad propia me imagino que debe haber un motivo detrás de esa decisión, si no fuese eso, entonces algo o alguien debió convertirlo en lo que es ahora. No era mi interés en preguntar, por que si hacía esa pregunta podía hacerlo entrar en furia y eso era lo que menos quería, ya que no solo podía atacarme a mí, también podía atacar a Bowgan y él ya tiene la moral baja como para estar en el centro de otro ataque y yo estaba totalmente desarmado. Artorias hizo una referencia, o más bien un chiste de magia blanca que no solo hizo que me riera, Bowgan también comenzó a reírse. Era bueno que se divirtiese, puesto que fue apaleado en el hotel y estos ánimos le vendrían bien para pasar el día. Cuando Artorias preguntó por alguna de mis grandes batallas empecé a ponerme algo nervioso e incómodo. La batalla más grande que tuve fue hace diez años, y los resultados no salieron tan bien como esperaba. Por suerte algo inesperado me salvó de contestar... Tomé lo poco que me quedaba del café mientras escuché a Artorias llamar "Pequeñín" a Bowgan, midiendo él casi dos metros.
-E... ¡Eh! Para tu información, tengo noventa años y... ¡Aaaah!- El escuchar la edad de Bowgan me hizo toser lo que quedaba del cafe. Realmente su edad me tomó por sorpresa, nunca la ha confesado a nadie.
-¡¿Noventa años?!
-¡Olvida lo que dije! - Dijo mientras llegaba la mesera. -So... sólo disfrutemos del café. - La mesera llegó a tomar nuestra orden y pedí lo de siempre. Un trozo de pie de limón y un café negro y Bowgan pidió lo mismo. Sólo esperaba a que Artorias cambiara el tema de conversación, ya que Bowgan parecía estar bastante avergonzado.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Sáb Ene 16, 2016 6:24 am

Quedé algo atónito al escuchar la edad del Antro-Lobo. Seguramente tendría mucha suerte si llegase a tocar mis 50 años de vida, y él hablaba con tanta tranquilidad como si estuviese cumpliendo 15 años apenas.
"Entonces el Antro-Lobo es más viejo y a la vez más joven que nosotros." - ( Por Dios, ni mi edad sumada con la edad de Duesel llegaría a la del Antro-Lobo) - Mencioné impresionado.

La camarera tomó nuestros pedidos y se retiró inmediatamente al área de cocina, por suerte había papel absorbente en la mesa para limpiar el café que se le había derramado a Duesel. Trataba de recordar alguna hazaña o alguna batalla en la que había participado, pero no conseguía recordar nada. Únicamente recordaba los incidentes del Bosque Macalania, de hecho, solamente recordaba ese momento.

"Recuerdo haber tenido un incidente en el Bosque cercano de este pueblo, me había topado con una joven Viera llamada Rinoa Renard y con un engreído pero particular chico de pelo plateado llamado Mewirz. Aunque nuestro encuentro no fue algo amigable, nos topamos con unas cuantas criaturas territoriales de dicho Bosque, hubieron dificultades, pero de una forma u otra nos las apañamos para salir de aquel Bosque." - Comenté hacia ellos dos.

No sabría decir si nuestro encuentro fue casualidad, premeditado o simple coincidencia. Pero después de salir de ese Bosque, algo me hacía sentir que nos volveríamos a ver, la pregunta sería si como amigos o como enemigos. Aunque por ahora, eso no era algo que me amargaba o me dejaba pensativo. Solamente pensaba que debía fortalecerme para encontrar las respuestas de mis recuerdos fragmentados.

Transcurrió algo de tiempo, y no hubo mejor momento que nos alegrase a cada uno, que ver a la camarera acercarse con el pedido que habíamos ordenado. Aunque, para mi fortuna, la camarera siguió de largo, no era nuestra orden, por lo que debíamos seguir esperando algo más de tiempo para poder tener nuestro primer bocado.

"No todo lo que brilla es oro." - Mencioné al ver pasar la camarera con los platos en sus manos. - "Sir Duesel ¿como se encuentra tu familia? anteriormente habías mencionado que tu esposa vivía en este pueblo.  Y ¿Cómo conociste a este simpático... cachorro? - Continué preguntando.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Dom Ene 17, 2016 2:41 am

Tal parece que había olvidado el hecho de que la raza de los antrolobos es más longeva que cualquier otra raza, y el hecho de que Bowgan tuviese noventa es que posiblemente se viese y sintiese otra edad, al menos ésta conversación me sacó una información que yo no esperaba, el hecho de que Bowgan tenía más edad que yo... Posiblemente haya vivido muchas cosas y me preguntaba que hubiese pasado si lo hubiese conocido antes, pero si algo he aprendido es a dejar el pasado en el pasado. Artorias me contaba una aventura reciente con un grupo en cierto bosque. He tenido bastante en ese bosque, y era el lugar al que volver cuando las cosas se pusieran feas, pero para Artorias parecía ser su lugar de inicio. Bowgan se veía algo animado, posiblemente se sienta mejor, y es que debí pensar en esto desde el principio, la compañía era buena, pero la razón principal por lo que lo quería traer aquí era para subirle los ánimos, pero parecía que las cosas habían llegado solas. Bowgan parecía feliz, Artorias parecía contento... Para mí, eso bastaba y sobraba. Pero la felicidad de la conversación acabó para mí cuando Artorias preguntó sobre mi familia... el tema de Sayo era delicado, incluso para mí. No lidiaba mucho con su desaparición, la que rápidamente asociaron con un asesinato. Sayo para mí era todo y ahora se fue de mi lado, pero sé que algún dia volverá...
-Tengo nombre y es Bowgan, y por el amor a los espers deja de tratarme cómo a un cachorro... - Bowgan rápidamente se defendió y me dio la distracción que necesitaba.
-Tranquilo, Bowgan. Nadie aquí cree que eres un cachorro, pero como sigas haciendo alboroto, todos pensarán que eres uno. - Ya tuve mi oportunidad de eludir la pregunta, pero Bowgan se molestó... Bueno, no todo puede salir bien...

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Dom Ene 17, 2016 3:17 am

"Es un placer por fin conocerte y escucharte hablar Bowgan. Aunque aseguraría que los berrinches son para los cachorros, ¿verdad?." - Comenté al escuchar la presentación del Antro-Lobo.

Bowgan hacía berrinche, Duesel lo calmaba y yo me quedaba pensativo al ver como Duesel esquivaba la mayoría de las preguntas que le había lanzado desde que había comenzado nuestra conversación en la plaza. Seguramente eran asuntos privados que no quería sacar a flote, aunque los mencionaba para obtener de esa forma información acerca de él. Pero como siempre decía, no he de meterme en asuntos que no requieren mi atención.

El rato pasó rápidamente y la camarera se indignó (-Al fin) en traernos el pedido. Solamente nuestros estómagos podían expresar la felicidad que sentíamos al ver que daríamos nuestro primer bocado a la tan esperada comida.

"Salud y buen provecho a todos." Mencioné antes de dar el primer bocado.

Hacía tiempo que no comía acompañado, era diferente compartir palabras y expresiones con alguien en la misma mesa. Luego de ingerir nuestro pedido, Bowgan seguía sorprendiéndome al mostrar signos de estar insatisfecho, por lo que tomé la iniciativa en llamar nuevamente a la camarera.

"Señorita, ¿sería tan amable de traernos algún plato tradicional de este local? Mi pequeño compañero aquí quedó algo insatisfecho." - Convidé sin avisar al plato principal. - "¿Tienes preparado algún sitio al cual descansar luego de cenar Sir Duesel?" - Pregunté luego de ordenar.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Dom Ene 17, 2016 8:43 pm

Bowgan aún seguía furioso por lo de cachorro, pero ya parecia algo calmado. Eso era bueno, ya que Bowgan necesitaba tranquilizarse después de todo lo que pasó estos días. Últimamente era muy difícil el quedarse mucho tiempo en una cuidad, en especial una ciudad grande como Solde Ruetha o Balfonheim por la cantidad de guardias y espías que ronda la ciudades, así que para cualquier cosa siempre voy a Mysidia, puesto que es la ciudad en donde más se tardan los destacamentos militares en llegar y es un pueblo que repudia los guardias, puesto que la gran parte de ellos se defiende con magia y aborrecen las armas. Era un lugar ideal para passr de tres a cuatro días. En pocos minutos la camarera llegó con nuestra orden, yo creo que tanto Bowgan como yo necesitábamos esto para recuperar un poco el aliento después de todo lo que ha pasado. Un trozo de pie de limón y algo para complementar lo dulce del pie, un café negro.
-Quien sabe cuanto tiempo hemos pasado sin comer esto, Bowgan.
-Algo como... ¿Cinco meses y medio? L... la verdad yo tampoco lo re... recuerdo.
-Pues hagamos que sea el mejor... ¿No te parece, Artorias? - Me interesaba que todos lo pasaran bien y también estaba el hecho de incluir a Artorias en la conversación. Yo estaba por terminar el pie, pero parece que Bowgan me había ganado y aún tenía hambre, pero artorias pidió algo para él, así que no tenía de que preocuparme de que Bowgan se pusiese de mal humor o triste. Mientras terminaba el pie, se me ocurrió una pregunta torpe, pero nos ayudaría a matar el tiempo.
-Sabes, dicen que las energías del mundo se unen a este lugar... ¿Pero que tipo de energías crees que sean? - No se si era el efecto del pie o del café, pero la pregunta salió de la nada y creo que es algo que dejaría pensando a cualquiera.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Dom Ene 17, 2016 10:46 pm

"Seguramente se refiere a las personas. Así como las naturaleza produce su propia energía, como las radiaciones solares o el viento, nosotros también producimos ciertas energías. Algunas personas las llaman de distintas formas, como Chakra, Energía Espiritual... a la final, todas llevan casi el mismo principio." Respondí a la pregunta de Duesel.


Existe muchos interpretes o filósofos que seguramente criticarían mi respuesta, pero como no pertenezco a ninguno de ellos, simplemente contesto con lo que viene a mi cabeza. Para mí, la capacidad y fuerza para actuar es considerada como energía. Aunque, no era el momento para volverse filosófico o analista. Debía alimentar mi paladar con el plato principal sino, me terminaría fallando la cabeza.

"Bowgan seguramente se siente enérgico después de comer, pero antes de haber comido, sentía la motivación de venir y comer. Pero a usted Sir Duesel, ¿que energías lo motivan?" - Continuaba con el tema.


Los jóvenes como yo siempre nos sentimos motivados por cualquier cosa, ya sea por las riquezas en las que queremos vivir, las batallas en las que queremos estar o inclusive a esa chica hermosa que llamó nuestro corazón. Aunque para mal, en ocasiones, se tiende a bordear los sentimientos de Envidia, Avaricia/Codicia, Ira, Pereza, terminando en un camino lleno de desgracias. Mi motivación en este momento, era de volverme más fuerte. Las debilidades te enseñan a que debes fortalecerlas ya que son las principales causantes del miedo, y el miedo lleva a la ira, la ira lleva al odio, y el odio lleva al sufrimiento.

"Por ahora solamente me motivo en fortalecerme, siento que con mi fuerza actual no podría... 'proteger' lo que fuese importante para mí." - Mencioné y callé, pensando si de verdad tenía al que proteger.


La noche se hacía más oscura, y el local empezaba a normalizarse, quedan pocas personas dentro de él, causando de esta manera que nuestra segunda orden fuese atendida con mas prioridad. Por tanto, la camarera no tardó en traernos los siguientes platos a nuestra mesa.

"Salud y Buen provecho otra vez." - Mencioné al ver la cara de Bowgan (- ).

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Lun Ene 18, 2016 7:40 pm

La respuesta de Artorias no ató muchos cabos sueltos, pero al menos me ayudó a entender que las personas tienen un distinto método de ver y recibir la energía. Con esa respuesta logré aprender bastante más de Mysidia. Al parecer, las personas podían obtener energía de diversas maneras, ya sea de sus sentimientos y emociones, de sus ambiciones y maquinaciones o de sus sueños y esperanzas. Cada ser viviente en esta ciudad aportaba un poco de su energía en éste lugar y lo hacía en post de los demás y de la subsistencia de la ciudad, habitantes y visitantes. Poco a poco empecé a suponer de qué me perdía el no haberme mudado aquí con Sayo hace años, pero no puedo volver el tiempo atrás y averiguarlo, ya es tarde para eso. Artorias me hizo una pregunta la cuál si me la hubiese preguntado hace años, le hubiese dado una respuesta segura, pero viendo atrás, ya no me parece tan segura esa respuesta. Pero si algo en éste momento me da energías, son los motivos por los que viajo.
-No se si sea una energía, pero la cosa que más me motiva en este momento sería... La verdad. Creo que es lo más cercano a una energía. - Sea como sean las cosas ahora, casi pareciese que mis motivos para seguir eran proteger a mis amigos y encontrar la verdad detrás de los de armadura negra y el senado. Por ridículo que suene, es lo único que me motiva a seguir adelante. Aún en las situaciones más difíciles, nunca pierdo la esperanza de recuperar nuestras vidas normales. Artorias parecía que también tenía un motivo para seguir adelante y ese era el proteger lo que era precioso para él, aunque era un motivo muy noble, si lo precioso era algo qje te terminaría hiriendo entonces no era muy aconsejable vivir por él. Los astros ya parecían alineados y a Bowgan le sirvieron lo que parecía ser un estofado. No sabía que servían este tipo de cosas aquí.
-Buen provecho - La chica sonreía.
-Gracias. ¿Cuanto te debo? -
-Nada, lo hice yo. Buena suerte en todo, señor Duesel. - Me tomó por sorpresa que la chica me diese gratis esa comida y aún más el que supiese mi nombre. Parecía conocerla, pero no recordaba el donde la había visto... supongo que será una amiga de Sayo. Bowgan comía como si el mundo se fuese a acabr y para ser honesto, me daba gusto verle con tantas energías.
-Bueno, cuando Bowgan termine, deberíamos pagar la cuenta e ir a dormir. Mañana quiero buscar a los que apalearon a Bowgan y darles un incentivo... - Hice crujir los puños -...para que dejen de lastimar a los inocentes. - Dejé guiles en la mesa y la camarera los recogió con nuedtra cuenta. -El hostal está a pocos metros de aquí y ya tenemos prácticamente todas nuestras cosas allí. - Esperar a Bowgan no sería difícil. El lobo es bastante rápido para comer.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Mar Ene 19, 2016 4:51 pm

Duesel mencionó que su única motivación en este mundo era el conocer la Verdad, seguramente de los hechos o de los sentimientos personales, en ninguna de ellos se especificó, simplemente habló de forma generalizada. Nuestra conversación se hacía tan larga como la noche, pero como todo lo que tiene un inicio debe tener un final, nuestra conversación debía terminar por ahora. La camarera se acercó a nosotros para entregarle un plato especial a Bowgan y continuamente la cuenta de nuestra mesa. Duesel mencionó que el día de mañana lo usaría para emprender una búsqueda de aquellos que lastimaron a su compañero antes de unirse a nosotros.

"¿Tan amable y tan agresivo a la vez Sir Duesel? cuenta conmigo si necesitas una mano." - Contesté al escuchar las palabras de Duesel.

Nos despedimos de los encargados del local y empezamos a caminar en dirección hacia el Hospedaje Ensueño. El camino se observaba ya algo más vacío que antes, eso daba a entender que era realmente tarde, únicamente se observaba la presencia de los Guardias del turno nocturno más que todo, por lo que apresuramos el paso al Hospedaje.

"Veo que tenías una habitación reservada de antemano, me acercaré a la recepción a pedir una habitación. ¿A que hora partiréis mañana?" - Pregunté auto-invitándome a su grupo de búsqueda.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Mar Ene 19, 2016 11:19 pm

La noche ya era avanzada, y al parecer Artorias se nos quería unir. Me picaba la curiosidad sobre el estilo de lucha que tendría Artorias en combate, sobre sus técnicas con la espada y como podía pulirlas... "Diablos, instinto de caballero... debería aprender a dejarlo de lado." Sin duda era algo que me costaba dejar atrás, pero debía concentrarme en que los agresores de mi camarada obtuviesen su merecido, y en eso me enfocaré, de momento. Todo parecía tan tranquilo de camino al hostal y los guardias nocturnos no parecían prestarme interés. Después de unas calles de caminata, logramos llegar al hostal, el hospedaje ensueño. Artorias preguntaba a que hora saldremos, al parecer si quería acompañarnos.
-Bueno, yo despierto a las ocho de la mañana, pero Bowgan suele despertar a las siete, sino, soy yo el que despierta antes para avisar a los demás. De todos modos dime donde está tu habitación. No tendré problemas en despertarte. - Diciendo eso, me adentre en el hostal. Nuestras habitaciones estaban en el segundo piso, eran la [205] y la [206]. Me adentre a éstas habitaciones y vi como Bowgan iba muy detrás de mi, al parecer aún seguía traumado por el asunto del ataque. Como pude ver en la puerta de la [205], ésta había sido forzada y dudo que Bowgan pudiese dormir ahí. Casi instintivamente entró a mi habitación, la [206] y se acurrucó en la alfombra que estaba a los pies de mi cama.
-Po... por favor, Duesel. So... sólo será esta no.. noche. - Debieron haber hecho sentir horrible a Bowgan, eso me da más motivos para hacer pagar a esos tipos.
-Bien, dormiré en tu cuarto...
-¡N... no! Espera, n... no creo q... que sea una bu... buena idea el que es... estés so... solo. - O Bowgan se preocupaba mucho por mí o le daba pavor el estar sólo.
-Bien. Dormiré en el sofá, puedes dormír en mi cama. - "Esta será una larga noche..."

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Miér Ene 20, 2016 3:02 am

Sentía que nuestra caminata al Hospedaje no había tan tranquila después de todo. Estuvimos callados todo el camino, pero se notaba que Duesel andaba con una cierta intranquilidad mientras caminaba, especialmente cuando nos cruzábamos con los Guardias del pueblo. ¿Podría ser que Duesel tuviese problemas dentro o fuera del pueblo? Cualquiera que fuese el caso, no sucedió nada en nuestro camino al Hospedaje.

"Me han asignado la habitación [301], justamente a la vuelta de las habitaciones 200. Estaré pendiente al amanecer entonces, en cualquier caso, derrumba la puerta." - Respondí al acordar vernos en la mañana.

Nos despedimos en el Lobby y nos dirigimos cada quien a su habitación, al igual que el Lobby, el pasillo y sus conexiones estaban perfectamente amuebladas, sinceramente, demasiado bien decoradas, como si se tratasen de los interiores de un castillo. Al entrar a mi habitación, busque inmediatamente algún interruptor o alguna vela que pudiese encender para poder ver. Tras minutos de búsqueda, logré encontrar una especie de lámpara la cual encendía mediante un sencillo interruptor. Empecé a quitarme las partes pesadas de la armadura mientras me preparaba para ir a tomar una buena ducha con agua caliente. Aunque, a medida que soltaba las partes de la armadura, sentía una presencia nada agradable, como si estuviese siendo observado. Me acerqué a la ventana de la habitación para echar un vistazo.

"Uhmm... debe ser mi imaginación." - Mencioné al no encontrar alguien cerca de la ventana.

Cerré las cortinas de la ventada para despejar mis sospechas. Pero al cerrarlas sentí una presencia cerca de la puerta, al voltearme, observé por unos segundos una silueta oscura que pasaba en frente de la habitación, a la cual había olvidado cerrar por haber estado buscando el interruptor de la luz. Instintivamente corrí hacia el pasillo, pero no conseguí a nadie. Por lo que corrí hacia la habitación de Duesel y Bowgan. ¿Sería acaso lo que presentía Duesel al llegar al hospedaje?. Al llegar a la habitación [205] observé que la habitación estaba abierta, había sido forcejeada y dentro de ella no estaba Duesel y Bowgan. Por lo que me alteré y me acerqué a la siguiente habitación.

"¡¡SIR DUESEL, BOWGAN!!" - Grité mientras entraba por la fuerza en la habitación [206].


Al entrar, Duesel y Bowgan estaban descansando tranquilamente, como si no sucediese nada, pero su tranquilidad era interrumpida por mis alborotos, dejándolos alterados y algo confundidos por mi ruda entrada.
"Ohhw.. Aquí estaban.." - Suspiré al verlos juntos (-Lindo espectáculo Artorias ).

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Miér Ene 20, 2016 10:33 pm

Una vez que Bowgan se acomodó en la cama, pensé que sería buena idea el ducharme y olvidarme de mis problemas por un momento. El viaje fue agotador y necesitaba una buena ducha y una noche de descanso para el día de mañana. Fue así como entre al baño y me quité la ropa, para luego dejarme caer en el agua caliente de la ducha. Era bastante relajante poder eliminar el sudor y la poca sangre que tenía en el cuerpo mientras los músculos se relajaban lentamente. En la ducha pude pensar de todo un poco... El hecho de que Bowgan haya localizado a Sayo en el extranjero disipaba mis dudas y me hacía querer estar con ella, pero si ella ponía un pie en Cetus le darían caza. Debía contenerme y no hacer que revelaran su paradero, por lo que envié una carta a donde estaba esrtablecida ella y esperaba ansioso esa respuesta. El que estuviese viva tan sólo me daba más motivaciones para encontrar la verdad. Ahora, al fin podría enfocarme únicamente en encontrar la verdad y nada más. Habiendo terminado de ducharme, salí de la ducha con una toalla cubriendo mis partes íntimas. Debía ir a por otra para mi cabeza y me estaba cuestionando el si afeitarme, pero eso lo dejaría para después. Al salir, Bowgan estaba mirando por la ventana.
-¿Sucede algo, viejo amigo? - Dije mirando curioso a la ventana.
-N... no estoy se... seguro, pe... pero habría jurado ver a... algo en la ventana.
-Pues no he visto nada. ¿Habrán sido imaginaciones tuyas? - Por más que me esforzara, no veía nada en la ventana.
-Pu... puede que te... tengas razón. - En ese instante, alguien empujó la puerta con fuerza. Por suerte no se rompió ni nada, pero el sobresalto me hizo sacar mi espada, sin soltar la toalla de mi cintura, mientras Bowgan se escondía detrás de la cama. Era Artorias, quien parecía preocupado por nosotros tenía un poco de armadura menos, pero ese detalle no me asombraba. Algo pasó que lo hizo venir aquí de esa manera. Bajé mi espada y tomé la toalla de mas cerca para secar mi cabello con la mano que tenía libre.
-Algo pasó... ¿No? Pues ento... - Fui interrumpido por algo de debajo de mi cama.
-¡POR TODOS LOS ESPERS, AHORA NO VOY A PODER DORMIR. - Dijo Bowgan entre aullidos.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Miér Ene 20, 2016 11:17 pm

Mi entrada los había alterado, más aún al pobre Bowgan. Me disculpé con ellos, explicándoles el porqué de mi motivo al entrar de esa forma tan agresiva a su habitación. El presentimiento en la ventana, la silueta en la puerta, y la habitación forcejeada, eran muchas coincidencias para una misma noche. A lo que, por precaución, mencioné la idea de pasar esta noche juntos en una misma habitación.

"La habitación que me dieron tiene dos camas y un sofá-cama ya que no había habitaciones individuales." - Comenté.

El incidente me había dejado algo extrañado al oír a Bowgan mencionar que él también había sentido una presencia en la ventana, pero no logró ver a nadie. Me hacía la idea de que estuviésemos siendo acechados o vigilados, pero no sabría confirmarlo a menos que tuviésemos algún indicio de ello. Por ahora nos enfocamos en descansar, el día había sido largo y nuestros cuerpos pedían por un poco de reposo por lo que nos mudamos a mi habitación. Opté por escoger el sofá para mí, cediendo las camas para mis invitados.

"Pónganse cómodos, están en su habitación." - Mencioné al querer decir que tuviesen confianza.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Duesel Hawkner el Jue Ene 21, 2016 9:09 pm

Era evidente que no estábamos seguros. Además, no sabía quien nos estaba observando. Si eran los espías de esos de armadura negra o de los de la federación hume debíamos tener más cuidado en lo que fuésemos a hacer a partir de ahora. Rápidamente me vestí cuando se fueron de mi habitación. Dormiría con mi armadura, espada y escudo al lado por si pasaba cualquier cosa, pero cuando tomé mi camisa de lino para ponermela, sentí algo detrás mío. No le dirigí la mirada, pero supe de ue era un hume cuando empezó a hablarme.
-Ese antrolobo debe tratarse más cómo una mascota que como una persona. Hazlo, de lo contra... - Interrumpí a la mitad.
-Así que ustedes son la infame federación hume... ¿No? Pues que sepáis que no descansaré hasta que cada miembro de su estúpida secta de mente cerrada sea expulsada de Mysidia. Me da igual cuál sean sus objetivos y metas, por mí, cualquier ser que quite una vida a otro por puro placer no es más que un sucio animal. - Dejé mi camisa en el suelo y tomé mi espada. -Ahora vete, y más vale que no encuentre a ninguno de vuestra sucia organización rondando por aquí. - Cuando sentí que la presencia se desvaneció, me pude volver a vestir y ponerme mi armadura para ir a la habitación de Artorias. Esperaba que no se hayan preocupado mucho por mi ausencia y al parecer, Artorias se ocupaba de llevar el equipaje con Bowgan y llevarlo a su habitación. Dejando todo en el suelo, nos dijo que usaría el sofá para que usasemos las dos camas. Interrumpí de inmediato.
-Yo dormiré en el sofá. Siendo el que más aguanta de los tres y el que más cerca está de la puerta y las ventanas, seré el primero en avisar. Tú usa la cama. - Me había asombrado lo del sujeto, pero tenía que enfocarme mañana en encontrarlos. Tenía una muy buena idea de como podría hallarlos... Pero primero debería pasar mañana a la taberna para revisar algo. Me recosté en el sofá y con mi espada y escudo al lado miré la puerta. De ahí nada iría a entrar.

Duesel Hawkner

Nivel : 28
Raza : Hume

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Artorias el Jue Ene 21, 2016 10:53 pm

Nuestra noche no sería tan tranquila como las demás pero debíamos dormir algo si queríamos estar a tope para el siguiente día. Duesel declinó mi oferta, por lo que no me quedó de otra que dormir en cama y dejarle el rústico sofá. Se le notaba algo serio al momento de hablar, pero suponía que era el mal genio por no dormir. Pasamos la noche con un ojo cerrado y con otro abierto hasta el amanecer.

Al día siguiente la mañana amanecía fresca, con una brisa ni tan frío ni tan caliente, provocando el querer quedarse hasta más tarde acostado en cama, pero las urgencias están para cortar esos momentos de pereza. Me levanté repentinamente con ganas de comer, aunque parecía que me había levantado antes que mis invitados, así que me levanté lo más callado posible para no despertarlos. Luego de salir de la habitación me moví hasta el área del comedor en busca del desayuno. Pero para mi fortuna, era demasiado temprano como para servir el desayuno. Derrotado, decidí regresar a la habitación.

Al entrar a la habitación observé que Duesel y Bowgan se estaban levantando, así que aproveché en entrar primero al baño para lavarme la cara de sueño que tenía y peinarme un poco. Al momento salí a saludarlos.

"Buenos días Sir Duesel, Bowgan. ¿Que tal durmieron?". Mencioné.

Artorias

Nivel : 20
Raza : Aegyl

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Un Pueblo Mágicamente Colorido

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 5:57 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.